Central sindical de España cuestiona represión en Venezuela

La UGT exige al Gobierno de Maduro garantizar el derecho a la vida y el ejercicio de las libertades y derechos civiles y políticos, entre ellos el derecho a la manifestación pacífica y pongan a disposición de la justicia a los cuerpos de seguridad que hayan participado en violaciones de los Derechos Humanos.

 

La central sindical española UGT expresó su preocupación por la situación de permanente crisis política, institucional y humanitaria que sufre la población venezolana, en especial los trabajadores.

Para los sindicalistas españoles resulta inaceptable que la crisis política y económica en Venezuela se dirima en un clima de violencia.

En comunicado público, UGT señala que en los últimos tres meses el nivel de conflictividad social y política en Venezuela ha alcanzado la fatídica cifra de cien muertes, por asesinato, que han costado la vida tanto a partidarios del gobierno y la oposición, como a personas que no tenían implicación alguna en el conflicto: trabajadores, estudiantes, miembros de los cuerpos y fuerzas de seguridad del estado, etc.

“Un nivel de violencia absolutamente inaceptable para la Unión General de Trabajadores”.

La UGT reafirma que ningún sistema democrático puede permitir que se produzcan y enquisten actos de violencia de ese tipo, que sólo acaba pagando una clase trabajadora ya duramente castigada por los recortes sociales del Gobierno, y ninguno de estos actos puede quedar impune: las circunstancias y responsabilidades jurídicas y penales tienen que ser aclaradas.

“Es evidente que la actual polarización política del país ha partido a su ciudadanía en dos bandos enfrentados, y que esta división está produciendo un drama social y humano injustificable en una tierra de inmensos recursos naturales. Para la UGT es intolerable que, según datos estimados, 500.000 millones de dólares se hayan fugado del país (el propio Ejecutivo reconoce la huida de 300.000 millones) mientras los trabajadores atraviesan situaciones de penuria laboral, sanitaria, alimentaria, etc”.

Hacen un llamado para que todos los agentes sociales y políticos de Venezuela trabajen de manera conjunta para paliar la crisis y conseguir recuperar la paz y la estabilidad en el país.

En comunicado público, la poderosa central de los trabajadores españoles señala que el nivel de conflictividad social y política en Venezuela ha alcanzado la fatídica cifra de 100 muertes.

“UGT hace un llamamiento al Gobierno venezolano y a las instituciones para que, con todos los medios democráticos disponibles, garanticen el derecho a la vida y el ejercicio de las libertades y derechos civiles y políticos (entre ellos el derecho a la manifestación pacífica o a la huelga), protejan a su ciudadanía e identifiquen y pongan a disposición de la justicia a los agentes y cuerpos de seguridad que hayan participado en violaciones de los Derechos Humanos, así como a los civiles que hayan promovido actos violentos que hayan ocasionado muertos, heridos o destruido bienes públicos y privados, al tiempo que recordamos al resto de actores políticos del país que el estímulo de vías inconstitucionales y la no condena explícita de la violencia no legitima ningún proyecto democrático y hace más difícil su consecución”.

Comunicado completo de la UGT – España

Deja un comentario