Tras los parias de la tierra, entre Luxemburgo y San Petersburgo

Tras los parias de la tierra, entre Luxemburgo y San Petersburgo

 

VÍCTOR SUÁREZ –

Algunos emisarios de Nicolás Maduro buscaban reconocimiento internacional para su gobierno, mientras transcurrían elecciones regionales en Venezuela, pero se llevaron un chasco tremendo. De los resultados del domingo 15 de octubre podrían depender varias acciones que organismos internacionales debían emprender a partir del lunes 16. Por ejemplo, en la reunión de cancilleres de la Unión Europea (UE), cuyas casas de gobierno habían alcanzado “acuerdos de principio” sobre las sanciones a aplicar al gobierno venezolano, calculaban rigores distintos, según el panorama resultante. En la 137 Asamblea General de la Unión Inter Parlamentaria Mundial (UIP), que comenzó el sábado 14 en la ciudad de San Petersburgo, Federación Rusa, con un discurso de Vladimir Putin, el tema venezolano sería declarado “Asunto de Urgencia” y discutido el lunes 16 en el palacio de Táuride.

EUROPA OCCIDENTAL

Tras los parias de la tierra, entre Luxemburgo y San Petersburgo
Con la nueva presidenta de la IUP, la mexicana Gabriela Cuevas.

Los 28 países de la UE habían decidido darle forma a un marco jurídico para sancionar a los responsables de la represión y otras violaciones a los derechos humanos en Venezuela, que replicaría las medidas adoptadas por los gobiernos de Estados Unidos y Canadá y del Grupo de Lima, formado por 12 países de América Latina. Una vez que los expertos comunitarios configurasen los alcances de las medidas, ellas serían aprobadas el 13 de noviembre en Bruselas. Pero los cancilleres reunidos en Luxemburgo no fueron más allá y sólo se limitaron a calificar de “sorprendentes” los resultados de los comicios, aunque precisaron que no modificarán su línea de acción. La UE considera que la comisión electoral nacional debe tomar medidas para demostrar la transparencia del proceso y publicar todos los datos relacionados y la tabulación”, declaró la portavoz de la Comisión Europea, Catherine Ray.

El presidente Maduro respondió, en un mismo acto reflejo, a Canadá y a Europa. “Si no les gusta Venezuela, váyanse”, espetó al gobierno canadiense, aparte de llamarle “insolente” y ” estúpido”. En vista de que España ha estado impulsando las sanciones en la UE, Maduro recordó a Bruselas que “España no nos representa” en Europa. “Se presentan como los dueños de América Latina porque son sus tierras, sus colonias”. “¿Cómo va a saber Rajoy dónde queda Venezuela si no sabe dónde queda Cataluña?”, expresó el dictador venezolano en sesión con corresponsales extranjeros en Caracas. El miércoles 18 la cancillería española citó al embajador Mario Isea para reconvenirle por enésima vez y expresarle su “rechazo absoluto” ante semejantes declaraciones.

EUROPA ORIENTAL

Tras los parias de la tierra, entre Luxemburgo y San Petersburgo
Vladimir Putin inauguró la Asamblea General de la UIP

El presidente de la Asamblea Nacional venezolana (AN), Julio Borges, había anunciado el viernes13 en Caracas que sentía gran orgullo por haber sido invitado a presidir el debate sobre Venezuela que se realizaría en la plenaria de la Asamblea General de la UIP en San Petersburgo. Se aprestaba a viajar a la ciudad cuna de la revolución bolchevique, que está cumpliendo 100 años de su albor.

El 11 de septiembre la AN había solicitado a la directiva de la UIP que el tema Venezuela fuera declarado “asunto de urgencia”. Esa propuesta fue reforzada por el parlamento de Chile.

Pero ni Julio Borges ni Stalin González (comitiva original) pudieron volar a Rusia. Se adujo que el gobierno no les había permitido la salida del país. Desde San Petersburgo, tanto la senadora mexicana Gabriela Cuevas (que posteriormente sería electa nueva presidenta de la UIP) como el senador uruguayo Luis Alberto Heber, grabaron vídeos en los que condenaban al gobierno venezolano por haber impedido a la AN representar a su pueblo soberano en la asamblea de los parlamentos del mundo.

Sobre si el gobierno impidió que zarpara tal expedición, no hubo en Venezuela la más mínima algarada, ocupados como estaban todos en la carrera por las gobernaciones de estado.

ASUNTOS URGENTES

Tras los parias de la tierra, entre Luxemburgo y San Petersburgo
La diputada Delsa Solórzano con el presidente del Grupo 12+ y el jefe de la delegación española.

El lunes 16, en plenaria, se votaba cuál sería el “asunto de urgencia” que la Asamblea General debatiría.

Tres temas copaban el tapete:

1.- Corea del Norte (Las amenazas a la paz y la seguridad internacional derivadas de las pruebas nucleares realizadas por la República Popular Democrática de Corea).

2.- Myanmar (El papel de los parlamentarios para poner fin a la persecución a la minoría Rohingya en Myanmar: una llamada a la acción internacional urgente para proteger los derechos humanos).

3.- Venezuela (El papel de la Unión Interparlamentaria ante la ruptura del orden constitucional y el desconocimiento de la Asamblea Nacional de Venezuela).

Según estatutos, en cada Asamblea General se discute solo un Asunto de Urgencia. Una solicitud para la inclusión de un ítem de emergencia debe referirse a un evento importante de interés internacional en el que se hace necesario que la UIP exprese su opinión. Para ser aceptada, dicha solicitud debe recibir una mayoría de dos tercios de los votos emitidos.

Puestos en balanza planetaria es difícil discernir si las amenazas del gordito de Pyongyang de hacer “llover fuego” sobre Estados Unidos, Japón y sobre todo lo que se menee, es un tema de mayor o menor interés internacional que las atrocidades y el desplazamiento forzado de la minoría musulmana en el estado de Rakáin de la antigua Birmania. O si la escalada dictatorial del gobierno de Maduro en Venezuela ha llegado a tal punto de frenesí criminal, que se hace necesario que los parlamentos del mundo debatan como si de ello dependiera la suerte del género humano. Lo cierto es que el éxodo de los Rohingyas hacia Bangladesh (pobres contra pobres, budistas contra musulmanes, hambrientos a merced de tropas birmanas que queman y matan a paso de vencedores, o como dice el Zeid Raad Al Hussein, jefe de la oficina de DDHH de la UNU, “parece un ejemplo clásico de limpieza étnica”), ha llamado la atención de la mayoría de la Asamblea General de la UIP, y así se declara. Ni Corea del Norte ni Venezuela.

“Al verse derrotada porque no iba a contar con la mayoría de los votos para que incluyeran el punto de urgencia de Venezuela, se vio obligada en retirar la petición”, declaró a un canal oficial Ángelo Rivas, uno de los emisarios que había enviado a San Petersburgo la ilegal Asamblea Nacional Constituyente de Venezuela.

El lugar de Julio Borges y de Stalin González lo había asumido Delsa Solórzano, en nombre de la Asamblea Nacional. Según expresaba en sus cuentas en Twitter, en Instagram y algo menos en Facebook, la parlamentaria de Un Nuevo Tiempo había estado trabajando con muchas de las delegaciones, participando en la comisión de derechos humanos de los parlamentarios, hablando de la situación de los presos políticos venezolanos y de la tolerancia como componente intrínseco de la democracia, recogiendo vídeos y fotos de las plenarias y encuentros bilaterales. Su tarea institucional había sido bastante dura. Haber conseguido que la UIP reconociera oficialmente a la Asamblea Nacional como el único parlamento en Venezuela y que la pretendida ANC chavista fuera desechada por inconstitucional, son logros que la fortalecen como luchadora social.

VÍSPERAS DEL BOCHORNO

Tras los parias de la tierra, entre Luxemburgo y San Petersburgo
El presidente del Comité de Relaciones Exteriores de la gobernación de San Petersburgo, Evgeny Grigoriev, con los enviados de Maduro.

Otros venezolanos habían llegado al malecón del “Aurora”, aquel famoso buque artillado que alumbró el asalto del Palacio de Invierno en octubre de 1917 que condujo a la revolución que derrocó al zar Nicolás II. Los cuatro comisionados del régimen de Nicolás S/N (el vicepresidente de la ANC Elvis Amoroso, el diputado Yul Jabour y los constituyentistas Tania Díaz y Angelo Rivas), andaban de paseo. Estuvieron en las galas del XIX Festival de la Juventud y los Estudiantes en Moscú, en la gobernación de San Petersburgo, en los centros comerciales, haciéndose fotos con cubanos y bolivianos. Desde el sábado 14 merodeaban las instalaciones del palacio de Táuride. Pero no habían logrado aparecer en pizarra, como dicen los hípicos, aunque se habían hecho fotos en uno de los salones. Algo raro pasaba.

El lunes 16, cada uno de ellos recibió un cubo de agua helada. En los idiomas oficiales de la Asamblea (inglés, francés y ruso) fue transmitido un mensaje: “La IPU confirma que Mrs. Delsa Solórzano es la jefa de la delegación de Venezuela en la 137 Asamblea General”.

Solórzano tuiteó: “Se aclara q la ÚNICA delegación en @IPUparliament es la de @AsambleaVE y se prohíbe el acceso a cualquier miembro de la Constituyente”.

Se habían hecho acompañar del embajador de Venezuela en Rusia, Carlos Faría Tortosa, hijo de Jesús Faría, aquel dirigente obrero zuliano que mantuvo el cargo de secretario general del Partido Comunista de Venezuela durante 29 años, uno menos que el reinado de José Stalin en el Partido Comunista de la Unión Soviética (PCUS). Pero en el palacio de Táuride se sentían turistas de tercera que viandaban por escenarios de esplendores y naufragios de hace siglos.

Ese palacio de verano de Catalina II (protectora del prócer venezolano Francisco de Miranda), construido en 1789, fue sede del primer parlamento de Rusia (Duma) en 1906 luego de la abdicación de los zares; allí estuvo el gobierno provisional ruso que dirigió Alexander Kerenski en febrero y el soviet de Petrogrado en marzo de 1917; también hospedó a la fracasada Asamblea Nacional Constituyente de 1918 y fue sala bautismal del PCUS. No lo sabían, ni lo van a saber. El joven Ángelo Rivas solo atinaba a transmitir (vía ANTV, que llevó cámaras, técnicos y anclas) que “se han empeñado en trancar el espacio a esta delegación que ha venido a Rusia”.

ÚNICO PARLAMENTO

El presidente del Comité de Relaciones Exteriores de la gobernación de San Petersburgo, Evgeny Grigoriev, con los enviados de Maduro.
Comité de Derechos Humanos de los parlamentarios

La declaración del presidente de la IPU, Saber Chowdhury, sobre el estado de la democracia en el mundo de hoy, lo decía al completo:

“En Venezuela, las potestades del parlamento están siendo usurpadas y el principio de la separación de los poderes del Estado está siendo socavado. Los miembros del parlamento (venezolano) se quejan de hostigamiento e intimidación por parte de las autoridades (gubernamentales) simplemente por cumplir con sus obligaciones. La violencia se ha impuesto debido a las diferencias aparentemente irreconciliables entre el partido gobernante y el parlamento dirigido por la oposición. La economía se encuentra en espiral descendente, causando un gran sufrimiento al pueblo de Venezuela. Mantenemos nuestra solidaridad inequívoca con la institución del Parlamento y la Asamblea Nacional de Venezuela”.

A propuesta del Reino Unido, el Consejo General de la IPU aprobó que el Comité de alto nivel respalde a la AN venezolana. El respaldo también vino del Grupo de los 12 Plus, integrado por los países del Consejo de Europa, Israel, Canadá, Australia y Nueva Zelanda. Todos los parlamentos del mundo respaldaron a la AN.

MISION A VENEZUELA

La Unión Interparlamentaria (UIP) expresó este miércoles su preocupación por el aumento de la represión y la intensificación de las violaciones de los derechos humanos contra legisladores de la oposición en Venezuela, Camboya, Turquía y Maldivas, por lo que solicitó el envío de misiones a estos países.

La UIP considera que la crisis política en Venezuela es “cada vez más profunda”. Manifestó su conmoción por los “graves y generalizados informes acerca de los ataques recibidos por parlamentarios tras haber hablado en el extranjero de la situación en su país”.

La organización “ha pedido con contundencia que no se adopten represalias contra los parlamentarios que han salido de Venezuela”, incluidos los que han asistido a la Asamblea de San Petersburgo.

Reiteró “su honda preocupación por los intentos de socavar la integridad y autonomía del Parlamento de Venezuela” y solicitó a las autoridades que garanticen que tanto la Asamblea Nacional, de mayoría opositora, como sus miembros puedan desempeñar sus funciones plenamente.

CAPTURADOS EN FLAGRANCIA

 

Tras los parias de la tierra, entre Luxemburgo y San Petersburgo Tras los parias de la tierra, entre Luxemburgo y San PetersburgoSin embargo, los emisarios enviaban a Caracas mensajes absolutamente contrarios a lo que estaba ocurriendo en los predios de Catalina la O. “Delegación de la @ANC_ve desmontó plan de la derecha en la 137 Asamblea de la Unión Interparlamentaria Mundial”, juraba uno de sus tuits. Debió decir: “Estamos jodidos pero felices”.

La diputada Delsa Solórzano, que había sido esa mañana electa vicepresidente del Comité de Derechos Humanos de la UIP, declaró a Actualy.es que el tema Venezuela había estado presente durante todas las sesiones de la Asamblea General y que el Asunto de Urgencia había sido solo un elemento que no tuvo nada que ver con el curso de los acontecimientos. “La Asamblea Nacional es el único parlamento reconocido”, dijo. “Hubo unanimidad en la UIP”, remató.

-¿Qué pasó con los enviados de la ANC?

-Habían presentado documentos falsificados. Nunca formaron parte del foro. Se hicieron pasar por periodistas para conseguir acreditaciones, y, cuando los descubrieron, les revocaron el acceso. Sencillamente fueron expulsados de las sesiones.

Eso, los parias de la tierra…


 

Deja un comentario